miércoles, 6 de octubre de 2010

Los títulos de los libros

Necesitamos más sangre, porque la letra parece que no entra si no es por vía coercitiva. Vengo indignado de un blog sobre libros en que escriben los títulos de los mismos sin ningún signo que los diferencie del resto de términos. Así, se cae en la confusión, en la ambigüedad, en la vaguedad y en la falta al respeto del lector.

Si leemos...

El tipo que odiaba todo de Marcos Estévez

...no sabemos si el título lo forman las ocho palabras o es que, simplemente, es 'El tipo que odiaba todo' (y así es, porque Marcos Estévez es el autor de ese hipotético libro).

Capítulo aparte es esa omisión flagrante de las comas, que evitaría la confusión de la que hablo.

Por otra parte, desde esta humilde bitácora me gustaría animar a los usuarios de redes sociales, así como a los periodistas y a todos aquellos cuyos mensajes tengan un mínimo de difusión a usar las comillas simples al hablar de libros en detrimento de las dobles, indicadas para las citas o declaraciones. Quedan más elegantes, no saturan el ojo y está mejor así.


'Cien años de soledad'

mejor que

"Cien años de soledad"


Buenos días,
Mario

11 comentarios:

  1. Caray, don Mario, ni que la elección del título de García Márquez hubiese sido premonitorio. Bueno, pues si nadie quiere comentar sus comillas, lo voy a hacer yo.
    Verá, don Mario, en este post le ha faltado eso de "¿Y por qué se escribe con una sola coma en vez de con dos? Pues porque lo digo yo y no hay más que hablar". Y yo le contestaría lo que estoy acostumbrada a contestarle en esos casos: Pues si usted lo dice, aquí no se hable más.
    Me imagino, querido maestro, que la cuestión de el par o la injusta condena a la soledad de una sola coma por la que usted aboga se debe a cuestión de gustos, o de estética, como bien sugiere: quedan más elegantes, saturan menos el ojo y está mejor así. Pero convendrá conmigo en que no es incorrecto ponerlo con las dos comillas, o en cursiva y bien reseñado, con esa coma que lo separe del autor, si es que éste viniese reseñado a continuación. Yo, fiel seguidora de sus enseñanzas, las que se ciñen a cátedra y las que no, opté en su día por ponerlo con una sola coma. Realmente el resultado es menos barroco. Digamos que en la sencillez suele estar el buen gusto. Pero como en todo, mi querido maestro, y sin ánimo de ofender (aunque puede mandarme a hacer puñetas si quiere, puede comprobar que nunca me voy), quede claro que esa es mi opinión y mi gusto, y que un título entre dos comillas no es una forma incorrecta de reseñar un libro. Otra cosa es que se omitan puntos y comas y todo quede tan seguido como el pasodoble, en tal caso hay que "señalizar" correctamente para evitar el atropello de las palabras y su sentido.

    Reciba usted un fuerte abrazo.
    PD: Espero que la enfermera le dedicase la atención debida y su salud siga encontrándose tan vivaz como su genio y su ingenio.

    ResponderEliminar
  2. Estimado don Mario,

    Voy a discrepar ligeramente de Vd. En efecto, tiene Vd. razón al criticar que se cite el título de un libro sin ninguna marca que lo identifique como título y no como texto, pero yo, contrariamente a lo que Vd. opina, pienso que existen varias posibilidades, y tengo la sensación de que las comillas eran válidas para cuando existían las máquinas de escribir, que no admitían cursiva. Ahora, con la aparición de los ordenadores, tenemos una preciosa herramienta, que es la cursiva y la negrita: combinadas ambas al unísono, nos dan una buena forma de citar un libro.

    Doy a continuación una serie de posibilidades, ordenadas por mi opción de preferencia, que no tiene por qué coincidir con la suya, ni siquiera con la de nuestra común amiga, la Señora Doña El Patio:

    1) La Crítica de la Razón Pura, de Inmanuel Kant, es un libro de los que es conveniente leer, porque es perfecto, aunque, la mayoría de las veces, el lector, si no es un Espíritu Absoluto, no se entere de nada;

    2) La Crítica de la Razón Pura, de Inmanuel Kant, es un libro de los que es conveniente leer, porque es perfecto, aunque, la mayoría de las veces, el lector, si no es un Espíritu Absoluto, no se entere de nada;

    3) La Crítica de la Razón Pura, de Inmanuel Kant, es un libro de los que es conveniente leer, porque es perfecto, aunque, la mayoría de las veces, el lector, si no es un Espíritu Absoluto, no se entere de nada;

    4) "La Crítica de la Razón Pura", de Inmanuel Kant, es un libro de los que es conveniente leer, porque es perfecto, aunque, la mayoría de las veces, el lector, si no es un Espíritu Absoluto, no se entere de nada;

    5) 'La Crítica de la Razón Pura', de Inmanuel Kant, es un libro de los que es conveniente leer, porque es perfecto, aunque, la mayoría de las veces, el lector, si no es un Espíritu Absoluto, no se entere de nada;

    No es necesario que sus preferencias coincidan con las mías, ni tampoco es deseable que me envíe Vd. "a freír espárragos", porque, si así fuera, no lo haría.

    Reciba Vd., don Mario, toda mi admiración y un profundo respeto. Un cordial saludo,

    Don Antonio

    ResponderEliminar
  3. Doña Patio, no se preocupe, se trataba de un problema de ciática, que me reduce, en ocasiones, la movilidad, pero parece que se ha calmado.

    Don Antonio, estoy con usted, aunque no al 100%. Es cierto que hay varias modalidades, y que la elección es algo subjetivo, pero yo apuesto, sin dudarlo, por las opciones 2 y 5, que usted plantea. Respetaré a quien emplee la 3, pero no tanto a los de la 4 y en absoluto a quien no incluya ningún signo distintivo.

    Buenas tardes y reciban mis más cordiales saludos,

    Mario

    ResponderEliminar
  4. Don Mario,

    Como diría nuestra amiga El Patio, es Vd. como el Guadiana, que desaparece y aparece ex abrupto. Sepa Vd. que es para mí una enorme alegría verlo pulular con sus dardos por este mundo ceibernético, en este caso, El Patio de nuestra amiga, y que me alegro de que dé Vd. señales de Vida.

    Que tenga Vd. unas Felices Fiestas y que los dioses todos, y, sobretodo, las diosas le sean propicias
    .

    Respecto as lo de Español y Espanyol, que Vd. le increpa a la Señora El Patio, le anticipo que yo seguiré escribiendo Cataluña, por mucho que aquí me obliguen a escibir Catalunya. Y lo hago así, porque me da la gana, porque estoy hartito de que los Políticos me digan cómo tengo que escribir.

    Le envío un gran abrazo,

    Don Antonio

    ResponderEliminar
  5. Don Mario,

    Bien podría Vd. restar unos segundos a su siesta u otros quehaceres más agradables y contestarme aquí mismo, aunque ya lo haya hecho en El Patio de nuestra común amiga.

    Tengo gran interés en saber qué opina Vd. sobre el dilema de Catalunya o Cataluña.

    Buenas tardes, y que Vd. tenga una buena Sobremesa.

    Buenas tardes.

    Don Antonio

    ResponderEliminar
  6. Don Mario

    Buenas tardes (aquí en México). Un abrazo por Año nuevo y otro más por su amor a la lengua española.

    ResponderEliminar
  7. Usted se queja mucho de la manera como escriben los demás y no se da cuenta de que usted mismo no sabe muchas cosas y se equivoca en otras. Antes de escribir, hablar o dar su opinión de cualquier manera, instrúyase lo suficiente. Y lo mismo va para los demás. Hoy hay miles de fuentes, algunas más fiables que otras, pero todas válidas y hasta gratuitas. No hay excusa.

    ResponderEliminar
  8. Señor Don Anónimo,

    Vd., lo primero que tiene que hacer es dar la cara y decir quién es.

    En segundo lugar, tenga en cuenta que ninguno de los lectores de Don Mario Moliner le vamos a permitir que arremeta contra él..

    En tercer lugar, no ataque Vd., sin indicar motivos ni circunstancias. Si Don Mario se equivoca en algo, a lo que tiene Derecho como todo el mundo, diga Vd. en qué se equivoca..

    De todas formas, anda Vd. por un camino equivocado, si se cree que los que somos amigos de Don Mario le vamos a permitir que arremeta contra él.

    Reciba Vd. un cordial saludo,

    Antonio Martín Ortiz

    ResponderEliminar
  9. Muchas gracias por el apoyo, Don* Antonio. Es usted un caballero de los que no quedan, con una nobleza que está fuera de toda duda.

    Muy buenas tardes,
    Mario

    ResponderEliminar
  10. Don Mario,

    Muchas gracias por sus palabras. Tengo que añadir que con Vd. es muy fácil ser un caballero, porque Vd. también lo es, y de verdad.

    También le digo que a Vd., Don Mario, le sobra cintura para salir airoso de cualquier situación.

    Muy buenas tardes, Don Mario.

    Antonio

    ResponderEliminar
  11. Y lo de Cataluña o Catalunya, permítame usted que me reserve la opinión.

    Un saludo,
    Mario

    ResponderEliminar